Los efectos de la contaminación en el cabello
Publicado el 19 octubre, 2017 en Cabello, Consejos, Especiales

Al vivir en una ciudad, nos encontramos expuestos continuamente a la contaminación. No solo es perjudicial para nuestra salud, sino que también la piel y el pelo sufren a diario. La piel está mucho más irritable, pueden aparecer rojeces, picores… Y el cabello empieza a perder brillo, vitalidad, lo tenemos mucho más grasiento y sucio, puntas abiertas y, en ocasiones, nos cuesta incluso peinarlo. La caída del pelo también puede estar provocada en muchos casos por la contaminación.

Ningún tipo de cabello es inmune a la contaminación: pelo seco, graso, mixto… Es muy difícil, casi imposible, conseguir que la contaminación no afecte a nuestro pelo porque estamos expuestos diariamente a las partículas contaminantes. Lo que si podemos hacer es realizar una serie de rutinas para disminuir los efectos.

  1. Lavar el pelo con el champú que mejor te va según el tipo de cabello que tengas. Haz dos lavados, con el primero quitarás los restos de suciedad y el segundo hará que el tratamiento penetre. ¿Y cuántas veces me lavo el pelo a la semana? Muy fácil, las que necesites. No hay ningún número que sea el correcto, cada pelo es un mundo y debemos establecer una rutina beauty según sus necesidades. Lo importante es utilizar el champú adecuado.
  2. Utiliza un exfoliante para ayudar a retirar las partículas de suciedad y contaminación del cuero cabelludo. Te recomendamos hacer tu ritual detox con la nueva línea Pramāsana™ de Aveda.
  3. Cepillar antes de lavar para desenredar y evitar romper más el pelo.
  4. Utiliza mascarillas y acondicionadores para darle el plus de nutrición que necesita tu pelo. Uno de los efectos de la contaminación es que el cabello pierde vitalidad, está seco, puntas abiertas… Estos productos de styling nos ayudarán a contrarrestarlos. Si utilizas los productos adecuados no te aportarán peso ni apelmazarán el cabello (algo que trae de cabeza a las que tienen el cabello muy fino y sin volumen), ni te aportarán aún más grasa (la gran razón por la que las que tienen el cabello mixto o muy graso renuncian a utilizarlos).
  5. Dieta equilibrada. Comer sano y equilibrado es beneficioso siempre y tener hábitos alimenticios saludables nos ayudará a mejorar la calidad del cabello.
  6. Comienza a usar tratamientos capilares anticaída si lo que notas es que cada vez pierdes más pelo. En nuestro salón utilizamos el tratamiento Invati de Aveda.

Cada tipo de cabello es diferente y para saber lo que mejor nos va a funcionar es probar y adaptar estos consejos a nuestro pelo. Si necesitas ayuda profesional , no dudes en venir a nuestro salón.

Etiquetas: , , , , ,

Comentario

Un comentario